DEFINICIÓN

La seguridad del paciente se define como la ausencia de daño evitable a un paciente durante el proceso de la atención, la magnitud y la gravedad de los daños, así como las consecuencias sanitarias y económicas de estos para los pacientes, los profesionales y las organizaciones, lo que ha generado que la seguridad sea un objetivo esencial en las atenciones dentales, como elemento clave para un sistema ideal, analizado desde la perspectiva de seguridad como ventaja competitiva, los procesos de mejora que se han de impulsar desde una buena gestión se convierten en elemento fundamental para el posicionamiento de instituciones, clínicas y servicios prestadores de salud, en pro de conseguir un destacado  enfoque en la mejora de la experiencia del paciente y su entorno, permitiendo asegurar: mejoras en los resultados clínicos, sostenibilidad, fidelización de pacientes y familias.

Comments are closed.